domingo, 19 de julio de 2009

Muñeca de trapo



Muchas veces la incapacidad de decir lo que sentimos nos convierte en títeres que actuamos por actuar. La imposiblidad de decir lo que pensamos en el momento adecuado hace que tropecemos y que en muchas ocasiones seamos infelices por no atrevernos a decirlo. Y es ahí donde nos convertimos en lo que relata la canción. Mientras, sigo poniendo a punto mi Ipod.

1 comentario:

  1. me encanta lo que dices, tiene mucho que ver (sin yo saberlo) con algo que he escrito hace un rato, ojalá tengamos siempre la inspiración exacta para decir y hacer lo que sentimos sin caer en lo indigno ni en lo poco presentable

    te beso, si se puede

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar! :)